UFC hizo que el MMA fuera el primer deporte en volver tras las primeras olas devastadoras de coronavirus en el mundo, y tras estar con eventos en vivo durante dos meses, UFC debutará con su ambicioso proyecto de peleas en plena en Abu Dhabi: Fight Island. La isla albergará en su primera velada tres peleas titulares, de las cuales serán analizadas a continuación:

Jose Aldo vs Petr Yan será la primera pelea en abrir los fuegos de las peleas por campeonato de este UFC 251 y propone un interesante duelo entre strikers

Jose Aldo

Jose Aldo pasó de ser el monarca indescutible de los pesos plumas, a tener una seguidillas de derrotas e inconstantes actuaciones dentro del octágono. Aldo decidió darle un vuelco a su carrera bajando a los pesos gallos enfrentando a Marlon Moraes en 2019. En dicho encuentro Aldo se llevó una derrota polémica, ya que para la mayoría hizo lo necesario para obtener una victoria unánime. Tras la opinión pública favorable para Aldo, Dana White decidió darle la oportunidad por el cinturón vacante de las 135 libras. Ante esta nueva oportunidad para un ex campeón experimentado como Aldo, vale la pena hacer un repaso por sus actuaciones y evolución

Aldo se caracterizó en sus primeros años en las productoras norteamericanas por ser un peleador de un muay thai brutal, y para ese entonces, inédito. Sus rivales fueron despachados con facilidad y violencia alcanzando los cinturones de WEC Y UFC. Cuando Aldo debutó en UFC, de pronto se vio un «Scarface» algo más reprimido y cauteloso a la hora de pelear. Dentro de este tiempo, se hizo costumbre para los ojos críticos ver una constante y repetitiva forma de pelear en el campeón peso pluma. Aquel Aldo se caracterizaba por ser un peleador plantado en el centro, de movilidad algo reducida en cuanto a ángulos y juego de pie, y con una capacidad inferior para lograr el K.O. Sin embargo, Aldo tenía todo lo necesario para mantenerse a tope cada vez que defendía su titulo, mediante una explosividad de golpeo única, defensa de derribo impenetrable y aquella autoridad de campeón para llevarse un triunfo. Quizás la mejor actuación que tuvo en esa época, fue en esa defensa contra Chad Mendes en 2014. Pero de pronto, el indestronable campeón sucumbió ante el juego no ortodoxo de McGregor; lo cual también marcó la pauta de sus siguientes combates.

El movimiento unidireccional de Aldo fue expuesto ante McGregor y Max Holloway terminaría por ratificarlo. El hawaiano supo contrarrestar la explosividad de Aldo mediante el cambio de ritmo, la presión, y los ángulos. En ambos combates el brasileño quedó fuera de alcance y ritmo de los ataques de «Blessed», y acabó por demostrar también una fuerte caída física en comparación a tiempos pretéritos.

El éxito de Aldo en sus combates contra Edgar (por el cinturón interino), Jeremy Stephens, y Renato Moicano se debieron principalmente a que los tres peleadores permitieron a Aldo llevar la ofensiva y la contra, como también el ritmo. El Aldo contemporáneo es uno que utiliza principalmente el boxeo, combinando de mejor forma los golpes a la zona media como a la cabeza. Así lo demostró en sus combates contra Moicano y especialmente Stephens, al cual cortó en el cuerpo. Hoy en día las manos del brasileño son más dinámicas y angulares, pero en un juego que aún se mantiene plantado y estático. Quizás la mejor adquisición de esta nueva pelea estática, ha sido su cabeceo y contra del boxeo puro. La negatividad de esta evolución, y quizás también por un cúmulo de lesiones, es que ha quitado el pateo rápido y efectivo que tuvo en sus mejores años, y por lo cual ganó fama.

El Jose Aldo de 135 libras que se alcanzó a ver en 2019 fue uno de inicio lento y titubeante. En el transcurso del combate se vio algo más rápido pero menos contundente, debiendosé, por lógica, a la baja de peso. Si bien ganó aquel combate no fue de la misma forma que lo hacía en peso pluma.

Petr Yan

Petr Yan ha ido subiendo como la espuma desde su llegada a UFC. En una división que actualmente se encuentra copada de talentos y contendientes. Yan ha vencido a nombres como Dodson, Rivera y Faber dejando fuera de su listado a muchos otros serios, mejor rankeados oponentes, y merecedores de oportunidades titulares. Sin embargo, Yan no es un peleador que no deba pelear por el cinturón, ya que posee una carrera con nueve victorias consecutivas y tan sola una derrota en 15 peleas como profesional.

Yan inició en las artes marciales de la mano del taekwondo, para luego centrarse en el boxeo. En aquella disciplina lograría la distinción «Master of Sport»; certificación del estado ruso que acredita la maestría en disciplinas específicas. De las 15 peleas que el ruso tiene, a lo largo de seis años como profesional, ha logrado seis victorias por nocaut, siete por decisión y una por sometimiento.

«No Mercy» tiene una pelea completa en todas las aristas del deporte. Combina muy bien el striking, los clinch, la lucha y los «scrambles» de esta; incluso, no habría que subestimar sus habilidades en el grappling. Lo característico de Yan es ese estilo ruso agresivo, duro, intenso e imparable. Los puños de Yan van siempre bien cargados con los step, lo cual implica que cada combinación va a romper o lastimar. Producto de su fortaleza física y su estadía en el Tiger Muay Thai, Yan siempre domina las situaciones de clinch y las transiciones de esta a la lucha. Creo que lo más peligroso de Yan son los voleados y golpes circulares, que entran de lleno en el mentón, y que van con mucha potencia por el antes mencionados step pronunciado que llevan todo su peso corporal

Por otro lado, Yan es un peleador que se acrecenta en los intercambios y que no titubea para presionar al ver daño en el adversario; de esa misma forma como acabó con Faber.

Pelea

El tema más intrigante de esta pelea, y también lo más atractivo, es que será un duelo que casi seguro se resolverá en la pelea de pie. La gran diferencia entre ambos es que Yan es un peleador más agresivo y contundente de lo que Aldo sería (basado en su debut en las 135 libras). Esto se debe principalmente a que Aldo pelea más a la reacción que a la ofensiva, lo cual sería favorable para Yan. Creo que los voleados de Yan serán clave en los intercambios. Por otro lado, la presión física de Yan será determinante si es que el combate llega a los tres asaltos. Creo que Aldo debe ir reduciendo el step de Yan mediante aquellos low kicks letales de antaño, porque además Yan queda muchas veces en la guardia casi lateral del boxeo clásico. También debe buscar el tiempo correcto para conectar a Yan con rodillas cuando este baja su cabeza para lanzar los puños circulares. Sin embargo, esto puede abrir la posibilidad que el puño entre antes que la rodilla y Aldo termine dañado o finalizado.

No creo que Yan ni Aldo lleguen a largos minutos en situaciones de clinch o en la reja, a menos que el ruso quiera desgastar la capacidad explosiva de Aldo. Debido a una larga carrera peleando de una determinada manera, tampoco creo que Aldo quiera o llegue a usar su habilidad a ras de lona.

Pronóstico

Es difícil pensar que Aldo pueda imponer un estilo repetitivo de años y que no ha evolucionado acorde a las nuevas tendencias de pelea que hoy existen. Tampoco implica que los fundamentos estén mal, al contrario, Aldo maneja la pelea de pie como muchos nuevos prospectos debiesen. Lo que trato de explicar, es que Aldo no ha adherido más cosas un arsenal que ya es predecible y anticipable por entrenadores y peleadores con mayor IQ de pelea. Yan no solo tiene más recursos para ganar, sino que también una capacidad de variar más si es que la pelea se torna contra él. Aldo no supo salir de los problemas que le dio Holloway en ambas peleas y solo recurrió a «lanzar» por defensa, cosa que también demostró Barao (de la misma escuela que Aldo) contra Dillashaw. En ambos casos, los dos peleadores brasileños quedaron «fuera de ritmo ante un nuevo baile». Lo mismo le ocurrió con Volkanovski, que lo trabajó durante toda la pelea. De esa forma creo que Yan debiese llevarse la victoria.

Holloway vs Volkanovski 2

Ya que esta pelea fue previamente desglosada cuando pelearon en diciembre del 2019, solo me limitaré a lo que ocurrió en el primer encuentro y lo que debiese pasar en este segundo. Obviamente también pronosticando lo que puede ocurrir .

Lo que ocurrió

Creo que no debiese haber duda que Volkanovski venció a Holloway por puntos en el previo combate. Volkanovski simplemente era una velocidad más rápido que Holloway en las entradas, como las salidas , como en los intercambios. Cuando Holloway hacía el step hacia atrás era alcanzado por el australiano por los voleados o por low kicks. De esa misma forma, el hawaiano no podía contrarrestar porque su rival ya no estaba, o porque se topaba con la entrada del ahora campeón. Creo que el desempeño de Holloway fue decayendo desde su pelea con Ortega, complicándose así en varias rounds en su pelea con Edgar. Creo que el campamento de Holloway, no preparó o subestimó la pelea del australiano y la explosividad de este.

Lo que debiese ocurrir

Para que haya un cambio favorable para Holloway para este combate se deben hacer los siguientes ajustes: Primero, creo que Holloway no puede pelear con demasiado «tenteo» en sus golpes. Con esto me refiero, a que los clásicos jabs y rectos de «pantalla» de Holloway tienen que ser secos y contundente para penetrar la guardia del australiano o para frenar la contra de este. Por otra parte, el ex campeón debe golpear más a «goteo» que en combinaciones largas, ya que si no lo hace chocará contra un peleador más compacto y pequeño que él. Si Holloway no hace aquel ajuste saldrá perdiendo en los intercambios y contras (como le ocurrió anteriormente), porque al chocar con el campeón saldrá de su eje (mientras golpea) y será alcanzado por un peleador más explosivo y rápido. Con eso Holloway puede optar por golpear, ya sea con puños o patadas semi circulares al cuerpo del australiano para quitarle aire. Otro aspecto importante en la puntuación, son los low kicks del campeón que debe «chequear» Holloway para impedir que este avance en las tarjeta y para que piense dos veces antes de lanzarlos.

Por su parte Alexander Volkanovski debe seguir la receta y entrar más confiado en contra de la eventual misma versión del ex campeón y capitalizando los «overhands»que entraban en el mentón de Holloway.

Pronóstico

Creo que son pocas las veces en las que un ex campeón retomó su corona del mismo adversario que se la quitó. Ya sea por una falta de convicción del ex campeón o por el empoderamiento del nuevo monarca en la revancha, casi nunca ocurre un cambio de título inmediato. Creo que Alexander logró encontrar el ritmo para poner incomodo a Max y conectarlo. Debido al cierre de la academia donde el ex campeón entrena, no creo que haya podido arreglar el plan de pelea para esta revancha; es más, el hawaiano señaló que sus entrenamientos para la revancha han sido por la plataforma Zoom. Fuera de detalles que pueden sonar absurdos, quizás Holloway está pasando por el mismo proceso por el cual Aldo pasó luego de perder el cinturón. Simplemente el IQ de Volkanovski, Freestyle Fighting Gym, y del City Kickboxing logró develar la fórmula para vencer a «Blessed. Dicho esto creo que el australiano retendrá el cinturón este sábado.


Notas Destacadas