Una de las últimas grandes polémicas de UFC llegó cuando el comentarista Dan Hardy gritó al árbitro Herb Dean que detuviera la pelea de Francisco Trinaldo (26–7) con Jai Herbert (16-2) en Fight Island 3. Todo podría haber quedado ahí y que ambos solucionaran lo ocurrido de puertas para dentro pero cada uno hizo declaraciones públicas que hicieron que todo explotara. Y ahora Dana White advierte al también analista, o a cualquiera que realice un acto similar, de que podría ser despedido. El presidente lo dijo durante una reciente conferencia de medios (vía BJPenn.com).

Durante el UFC Fight Island 3 se dio uno de los errores arbitrales más groseros que se han visto en lo que va este año, luego de que Herb Dean no corte una ráfaga de golpes. En la más importante de la Cartelera Preliminar, Francisco Trinaldo logró su primera victoria por TKO en más de dos años, al noquear al ex-campeón Liviano de Cage Warriors, Jai Herbert. Esto fue así en el tercer asalto, pero el árbitro de la contienda fue quien se llevó todas las miradas, especialmente la de Dan Hardy, ex luchador de la empresa.

‘Massaranduba’ conectó un buen volado que impactó en la frente de Herbert, que, en lo que pareció como una reacción tardía de su cuerpo, quedó tendido sobre la lona segundos después. El inglés parecía acabado al punto que Trinaldo optó por no seguir golpeándolo, pero, para Herb Dean, la pelea aún no había terminado. Con el árbitro dispuesto a detener la acción luego del que fue un muy feo knockdown, el veterano de 41 años se vio obligado a propinar cuatro golpes más para ser oficializado como el ganador.

“Algo pasó en Abu Dhabi, cuando Marc Goddard fue empujado. Quiero dejar esto muy claro: si trabajas para mí y te acercas a un juez o un árbitro o cualquier tipo de funcionario, te despediré. Perderás tu trabajo. Nunca volverás a trabajar para mí si haces eso. Nadie puede acercarse a ellos. Puedes criticar a los jueces, a los árbitros, si no estás de acuerdo con una decisión o algo así. Amamos a Dan. Se emocionó», fue lo que comenzó diciendo Dana White.

Para cerrar con sus dichos, el presidente de UFC aseveró lo siguiente: “El problema es que ahora es mucho más fácil interactuar con todos. Desde los luchadores hasta los árbitros, pasando por los medios, con todos. Pero si trabajas para mí y te acercas a un árbitro, a un juez o a cualquier funcionario, te despediré esa misma noche en el acto. Nunca más va a suceder aquí”. White advierte a todo el mundo, tomando como ejemplo también lo ocurrido hace unas horas con el peleador que empujó a Marc Goddard, árbitro de MMA.


Notas Destacadas