La pelea estelar entre Henry Cejudo y TJ Dillashaw terminó por TKO en solamente 32 segundos. El monarca de los pesos moscas retuvo su cinturón. En la conferencia de prensa después del evento, el presidente de UFC, Dana White criticó al árbitro por detener la pelea tan rápido.

White argumento que lo hecho por Cejudo no fue suficiente para interrumpir la pelea tan rápido.

“No me gusto lo que hicieron. No me gusta cuando los árbitros locales detienen las peleas tan rápido, especialmente en una pelea entre campeones. Por favor, Comisión Atlética de Nueva York, en una cartelera de esta magnitud, con esta pelea, coloquen árbitros con más experiencia para trabajar”, crítico Dana.

A pesar que Cejudo retuvo el cinturón, el presidente de UFC no aseguro la continuidad de la división peso mosca en la organización.

“Realmente no lo se. Vamos a ver que sucede. Yo no se”, concluyó White.