El pasado 5 de julio, Mayweather sometió una petición ante el IRS para que se le conceda un aplazamiento de los impuestos del 2015 hasta después del combate que tendrá contra Conor McGregor el 26 de agosto.  

“Aunque tiene activos sustanciales, esos activos son restringidos y principalmente ilíquidos”, afirma la petición. “El contribuyente tiene un importante evento de liquidez programado en unos 60 días a partir del cual tiene la intención de pagar el saldo de los impuestos de 2015 debidos y pendientes”.

Mayweather, en su petición, afirma que tiene el dinero para pagar la deuda del IRS, pero asegura que necesita hasta el 26 de agosto para poder cumplir con sus responsabilidades al tener su dinero a depósito en un banco

No está claro a cuánto asciende la deuda en impuestos de Mayweather.

Además del principal, Mayweather deberá pagar un 7.5 por ciento de interés porque han transcurrido más de 15 meses de que la fecha límite de 2015. Sin embargo, Mayweather también está solicitando que se reduzca la penalidad.

Fue precisamente en el 2015 cuando Mayweather recibió ingresos que superaron los $200 millones por el pleito contra Manny Pacquiao. Meses después, hizo otro combate y se especula que cobró $100 millones adicionales.

Participa de la conversación