En unas extensas declaraciones en dos días diferentes Jeff Novitzky, vicepresidente de salud y desempeño de UFC, ha aclarado la situación de Jon Jones tras su dopaje.

“Jon Jones dio positivo nuevamente tras salir de una suspensión de un año. En el positivo anterior los jueces dictaminaron que no utilizó a propósito ninguna sustancia para mejorar su rendimiento. Pero también indicaron negligencia por ser descuidado. Tras su positivo actual podría enfrentar una suspensión de dos años. La sustancia que dio positivo fue un metabolito de un esteroide anabólico. Esa era una sustancia que hace años sólo se podía detectar durante unos días en el organismo. Ahora pueden detectarse hasta cuatro o seis meses después. Jon Jones dio negativo en pruebas realizadas los días 6 y 7 de julio. La prueba positiva dio el 29 de julio. Por lo que fue entre esos días cuando tuvo que entrar en su organismo. Y no tiene sentido que la utilizase de esta forma por lo que me hace pensar que podría haber sido de forma no intencionada. El equipo de Jon Jones está trabajando duro para saber lo que pasó. Nosotros, UFC, les estamos ayudando en lo que podamos para determinar cómo esa sustancia entró en su organismo. A veces es un proceso de semanas o meses, pues hay que analizar todos los suplementos. Lo mejor para que Jon Jones evite una suspensión larga es demostrar que la sustancia estaba dentro de un productor que no era de alto riesgo. Dije que el equipo de Jon Jones, UFC y USADA están trabajando para determinar la fuente de la sustancia prohibida. Esto suele ser un proceso largo, y las posible sanciones basadas en los resultados van desde una suspensión de varios años a una sanción mínima. Todas las partes están intentando encontrar una evidencia del uso no intencionado de la sustancia prohibida. En ningún momento de la entrevista dije que hay algún tipo de información que vaya en esa dirección“.

Puedes comentar, compartir o visitar la publicidad. ;)