Jon Jones sólo estaba tratando de ser agradable. Puede que sea así.

Lo cierto es que cuando se le preguntó a Jones qué le gustaba de su rival, Daniel Cormier, durante una conferencia de prensa telefónica el pasado lunes, Jones esencialmente llamó “gordito” a Cormier. Pero lo hizo de una manera agradable, o algo así.

“No necesariamente quiero decir que no hay nada que me gusta de él“, dijo Jones . “Yo respeto que él es capaz de usar su contextura con tanto éxito, siendo un tipo bajito y un tipo más bien grueso“. Cuando nos fijamos en él, su tipo de cuerpo no es de un “atleta”. Pero indiscutiblemente él ha sido capaz de hacer cosas increíbles, tanto en el deporte de lucha libre como en toda su carrera de peleador de MMA”.

Eso es un cumplido ambiguo contra el ex luchador de MMA y dos veces olímpico e invicto peleador de MMA. si alguna vez hubo uno. Pero esto fué básicamente toda la “basura” que se comentó durante esta entrevista telefónica. Jones defenderá su título de peso pesado de UFC luz contra Cormier en el UFC 182 el sábado 3 de Enero próximo en Las Vegas, Nevada. Y está bastante claro que los dos son expertos en cuanto a “tirarse basura” se refiere.

“Yo no necesito tirar más basura”, dijo Jones, al referirse a la continuación de la guerra verbal entre ellos”. “El enfrentamiento en sí va a vender”. El trabajo ya está hecho. Además considero que hay un lugar y un tiempo para cada cosa. Todas las “malas ondas, las locuras entre ambos peleadores han cumplido su objetivo. Nos han motivado a ambos a dejar el todo en nuestro próximo enfrentamiento“.

Daniel Cormier

Jones y Cormier han ido para atrás y para adelante con este tema por mucho tiempo. Realmente se intensificó durante el verano, cuando Alexander Gustafsson cayó lesionado y tuvo que retirarse de su pelea de UFC 178 con Jones. Cormier intervino y asi comenzó el intercambio de tirarse basura el uno al otro. Los dos peleadores se enfrentaron criticándose mutuamente en un evento de prensa en el MGM Grand en agosto pasado y, horas más tarde en una calurosa y agitada confrontación mientras las cámaras seguían rodando después de una entrevista televisiva.

Jones se lesionó la rodilla y la pelea fue pospuesta hasta el 3 de enero próximo, pero la guerra de palabras de ellos no se detuvo.

Está claro que los dos todavía no se gustan ni se soportan mutuamente. Pero con sólo unos pocos días para su enfrentamiento y con todas las preparación para lograr el peso ideal, y cosas de último momento, es lo único que les preocupa. Cormier fué mucho más elocuente y delicado cuando se le preguntó la misma pregunta con respecto a lo que le gustaba de Jones.

“En primer lugar, me gustan mucho de sus habilidades”, dijo Cormier. “Me gusta su creatividad dentro del octágono, la confianza en sí mismo. Cada vez que una persona gana tantas peleas como lo ha hecho él últimamente, se merecen todo mi respeto y admiración. Es casi imposible no sentir admiración por su excelente trayectoria”.

Jones, sin embargo, solo se dedicó a hablar de figura un tanto “robusta” de Comier.

Creo que puede ser un motivo de inspiración para la gente que tiene este tipo de físico“, dijo Jones. “Esto demuestra que puedes hacer grandes cosas. Es sólo cuestion de enfocar tu mente y utilizar tu cuerpo sacándole el mejor partido posible“.


Notas Destacadas