Ricky Simón estaba ante la mejor oportunidad de su carrera hasta ahora. El joven peleador se vio las caras anoche contra Urijah Faber, miembro del Salón de la Fama. Lo hizo tambalear en los primeros segundos y parecía que podía conseguir un rápido triunfo, pero fue finalmente el del Team Alpha Male el que lo obtuvo.

Ahora para ambos es momento de seguir adelante y mirar a su próximo objetivo. Pero antes, sus reacciones.

— Por esto él es un miembro del Salón de la Fama. Felicidades, Urijah.

— ¡Gracias, hermano, veo un futuro brillante para ti! ¡Un tremendo gancho izquierdo! Mantén la cabeza en alto.

“¡Secuelas! Qué noche. Gracias a todos por el amor y el apoyo. Súper orgulloso de mi equipo, en las victorias y en las derrotas”.