rousimar palhares

Rousimar Palhares, ex campeón de peso welter de World Series of Fighting (WSOF), ya no tiene interés en pelear por la promoción tras ser suspendido por incidentes durante su pelea con Jake Shields el primero de agosto. Palhares dijo al sitio web MMAFighting.com que “todavía estoy bajo contrato con ellos asi que no puedo hacer nada mas que quedarme callado. Ellos me sacaron mi título, pero el cinturón todavía está aquí y nadie me lo va a quitar”.

Pueden decir lo que quieran de mí como persona”, continuó el brasileño conocido como “Toquinho”, “pero no pueden sacarme el mérito de ser el campeón. Defendí mi título dos veces, así que esta es la única manera que tienen de quitármelo. Gané mi título peleando, finalizando a todos”. Palhares declaró que su contrato se terminó 20 días después de su pelea con Shields y que quiere alejarse de la promoción dirigida por el ex kickboxer Ray Sefo ya que “no me aprecian”.

Toquinho no solo tiene una disputa con WSOF, si no que también enfrentará este mes a la Comisión Atlética del Estado de Nevada (NSAC por sus siglas en inglés), la misma que suspendió a Nick Diaz por cinco años en un caso muy criticado por la prensa y deportistas por igual. Palhares fue suspendido por WSOF debido a sus constantes ataques a los ojos de Jake Shields y por no soltar la llave kimura con la que ganó el encuentro después de que Shields se rindiese.

El brasileño, que fue despedido de la UFC por negarse a soltar una sumisión en dos ocasiones distintas, se explayó sobre su audiencia disciplinaria y dijo: “Lo único que espero de esta audiencia es que me juzguen como debo ser juzgado. No dejen que pequeños detalles impacten su decisión. Soy un atleta y así es como me gano la vida, así que dejo todo en manos de Dios. Lo que sé es que soy un hombre que pelea para ganarse la vida, para sacar adelante a su familia, y eso es lo que quiero hacer”.

Palhares niega haber cometido mal alguno dos meses después del encuentro con Shields, y acusa a su oponente de engrasarse con vaselina. “Desde mi punto de vista, hice todo bien, así que no me arrepiento de nada. Estoy triste porque defraudé a mis fanáticos y a aquellos que se preocupan por mi. Quise ser perfecto, así que lo siento si no puedo ser perfecto como todos esperan que lo sea. Soy un ser humano. Me entristece todo esto, por los fanáticos y aquellos a quienes les importo, pero creo en Dios y todo va a estar bien”.