Por segunda vez, Wanderlei Silva no se presentó a una conferencia de prensa para promover su pelea con Chael Sonnen, estelar de Bellator 180. El brasileño se excusó indicando que no se sentía bien, pero también quiso evitar un altercado: “No fui a la conferencia de prensa porque no quiero hacer lo que le hizo Cris Cyborg a esa chica que hablaba mi**da de ella”, explicó Silva en una conferencia telefónica, refiriéndose al incidente entre Angela Magana y la brasileña. “No sé qué va a pasar cuando vea a Chael. Soy un profesional pero este tipo cruzó la línea y se metió con quien no debía”.

De hecho, “The Axe Murderer” dijo que no sabía si haría eventos de prensa con su rival cuando los dos estén en Nueva York la próxima semana. “Si me van a poner en el mismo cuarto con Chael espero que haya seguridad, porque algo va a pasar”, amenazó el brasileño, cuya rivalidad con Sonnen data del 2014, cuando los dos eran entrenadores en la tercer temporada de The Ultimate Fighter: Brazil. Los comentarios de Sonnen en el programa, en particular en contra de Brasil, llevaron a una riña entre los dos peleadores y la rivalidad sigue en pie. “Soy un profesional, espero sólo verlo dentro de la jaula”.

Él sabe lo que hizo, sabe lo que se merece. Él sabe que yo tengo la razón”, cerró Silva, que ha esperado más de tres años para pelear con Sonnen tras que su encuentro en UFC 175 se canceló por sanciones de dopaje de ambos hombres. “Él me hizo mucho mal y ahora es tiempo de vengarme”.

Participa de la conversación