En esta nueva edición, saldrá a la palestra el hombre encargado de enfrentar a Alistair Overeem este sábado en UFC on ESPN 7, Jairzinho Rozenstruik

Credenciales

Jairzinho Rozenstruik es un peleador peso pesado de origen surinamés que partió su instrucción como arte marcialista en el kickboxing a la edad de 18. Más tarde se transformaría en competidor en esta disciplina alcanzando un registro de 76-8-1. En 2012 haria su debut en MMA ganando por nocaut. En 2017 enfocó su carrera a las artes marciales mixtas y desde ahí ha logrado un registro de 9 victorias (8 por nocaut) y 0 derrotas. Destacan su paso por la promotora japonesa Rizin y desde este año compite en UFC, donde destaca su victoria ante el veterano, Andre Arlovski en noviembre.

En combate

“Bigi Boy” se caracteriza por llevar los combates a la pelea de pie. Su pelea es plantarse en la línea de fuego a intercambiar usando el movimiento de cintura para dejar pasar los golpes y atacar de vuelta. Las manos de Jairzinho son precisas a la hora de conectar, asi lo demostró en sus combates contra Crowder, Albini y Arlovski; mostrando además que es un peleador que conecta golpeando caminando hacia atras, dejando eso si, muchas veces el mentón elevado y expuesto.

Por otra parte, no es un peleador que salga en ángulos ni que se mueva ágilmente. Como la mayoria de los peso pesados, su movimiento es yendo hacia adelante o atras. Su mano izquierda es la más contundente y noquea en formato “voleado”, cruzado, e incluso jab. Las rodillas y patadas no son la especialidad de surinamés e incluso para lanzarlar un high kick tiene que hasta saltar para alcanzar el objetivo. Es un peleador plantado que tiene como base la escuela holandesa de kickboxing.

Proyección

Jairzinho enfrenta a un Alistar Overeem que siempre puede ser peligroso, y que además viene de dos victorias consecutivas. Overeem ha cambiado su forma de pelear rotundamente durante estos años. Alejado de su estilo kickboxing holandés y que por años rompía a sus rivales ( quizás tenía relación con su envergadura física) hoy es un peleador que se desplaza mucho, deja las manos abajo mientras retrocede y apela a la sorpresa más que la brutalidad. Jairzinho debiese tener como referencia la vez que Ngannou noqueó Overeem, y como el holandés dejó muchas veces el mentón expuesto hasta que le entró aquel upper que lo dejó helado en el suelo.

Bigi Boy no cuenta quizás con la misma potencia que Ngannou, pero tiene pegada y es certera. Si logra mantenerse calmo y explosivo cuando Overeem le regale esos momentos de exposición, lo más probable es que Rozenstruik pueda noquearlo, tomando en cuenta también que la quijada del ex campeón de K1 está deteriorada