Demetrious Johnson no solo ha sido elegido el Mejor Peleador en los premios ESPY 2017, sino que también ha protagonizado una de las mejores rivalidades del año con el presidente de UFC Dana White.

Hoy el campeón de 125 libras, como recoge MMA Fighting, confirma que se sentarán para hablar porque todo ha sido un malentendido. Entonces también conversarán sobre cual es su futuro respecto a su próxima defensa del título

“Los hombres no discuten por internet, se sientan y hablan, que es lo que haremos en dos semanas. Fue un gran malentendido y tendremos una reunión y veremos qué sigue. Quiero pelear este año. Hay dinero por hacer, y quiero hacerlo”.

No está claro quien será su próximo rival, pero parece que está descartado que vaya a ser TJ Dillashaw ya que ahora este ya no estaría interesado, sino que prefiere esperar a que Cody Garbrandt se recupere de la lesión y pelear por el título de 135 libras.


Notas Destacadas