Si Francis Ngannou llegaba a capturar el cinturón de los Pesos Completos, que fue lo que terminó pasando, la pregunta que seguramente muchos se hicieron antes del UFC 260 era quién podría quitarle la corona en caso ese escenario se diera.

El camerunés de 34 años se convirtió en el primer africano en ganar el cinturón de los Pesos Completos gracias a un KO en el segundo asalto ante quien muchos consideran como el mejor exponente de la división, Stipe Miocic, en la estelar del PPV.

Aviso

Dos días después de su histórico triunfo que le permitió llegar a las cinco finalizaciones seguidas, Ngannou lanzó un comunicado en el que detalla lo que significa finalmente ser campeón y adelanta que así será por mucho tiempo.

“Aquí estamos. CAMPEÓN.

Finalmente capturé este cinturón y esto va a ser así por un buen tiempo. Esto aquí es más que un cinturón, sino un símbolo de esperanza y dedicación. Demuestra lo lejos que puedes llegar si crees en ti, y sin importar lo lejos que estés, no importa la candiad de obstáculos que te encuentres en el camino (y creanme, pueden ser muchos), pueden superarlos y llegar a sus metas porque el único eres TÚ y nadie más”.

Aunque lo más probable es que la primera defensa titular de Ngannou sea en una revancha ante Derrick Lewis, la posibilidad de una super-pelea con el ex-campeón de los Semi-Completos, Jon Jones, es una puerta que aún tiempo”.


Notas Destacadas


Advertisement