Caín Velásquez vs. Junior Dos Santos en UFC
Caín Velásquez vs. Junior Dos Santos en UFC

Junior Dos Santos contra Caín Velásquez es una de las grandes rivalidades de la historia de UFC después de tres enormes peleas. El 12 de noviembre de 2011, en UFC on Fox: Velasquez vs. dos Santos, Dos Santos venció a Velásquez por nocaut en el primer asalto para ganar el Campeonato Mundial de Peso Completo; el 29 de diciembre de 2012, en UFC 155 Velásquez recuperó el título ganando por decisión unánime; y el 19 de octubre de 2013, en UFC 166, Velásquez volvió a ganar el cinturón finalizando a JDS en el quinto asalto.

Recordamos aquella rivalidad porque -en su reciente entrevista con MMA Fighting– «Cigano» estuvo hablando de ella, señalando los absurdos errores que cometió.

“Siempre está ese pensamiento de: ‘¿Qué pasa si esto sucede?’. No puedes prestarle demasiada atención. Esos son bloqueos mentales que te frenan y no te dejan mostrar todo tu juego. Por ejemplo, me encanta hacer jui-jitsu. Me encanta luchar y todo lo demás, pero siempre evitaría (hacerlo) en el UFC. Uno de los errores absurdos que pude ver durante este año pasado, (reflexionando) sobre las peleas de Caín Velasquez, especialmente la segunda”.

“Él (Caín) intentó cinco o seis derribos al principio de la pelea y yo defendí cada uno de ellos. Golpeé su cara en la lona y me alejé. Caminé hacia el otro lado del octágono y le di espacio para levantarse cómodamente, cuando se sintiera bien, y continuar. Varios otros errores también, pero ese es el que se siente como una bofetada en la cara. Como: «¿Qué diablos estás haciendo?

“Su cara golpeó el suelo, todo lo que tenía que hacer era tomar su espalda, subirme encima y aceptar la situación. Me fui lejos para evitar el suelo y la lucha libre porque él era un luchador y mi objetivo era boxear, usar mi boxeo. Eso se convirtió en un bloqueo (mental) porque no me permitía usar todo lo que tenía, todo mi arsenal.

“Y fue sencillo, sobre todo en la segunda pelea, pero también en la tercera. Tantas situaciones que podría tomar su espalda o montar o poner mi rodilla en su vientre y golpear. Control lateral y hacer algo, aunque solo fuera para sumar puntos. Pero yo no hice eso. Caminé lejos y le di la oportunidad de volver a levantarse cómodamente, cuando se sintiera bien, respirar como quisiera y luego volver a la pelea.

“Wow, ni siquiera puedo explicar eso sin sentirme raro. Errores absurdos que experimenté y este momento de reflexión que estoy viviendo en este momento me hizo verlo más claro. Y no quiero cometer más errores como ese”.

Twitter : https://twitter.com/mmaunola
Facebook: https://www.facebook.com/mma.uno
Instagram: https://www.instagram.com/mma.uno/