Aunque en un principio la pelea parecía en duda, la UFC ha confirmado que los ex-campeones de la división Peso Mediana, Luke Rockhold y Chris Weidman, se volverán a enfrentar. Esta vez en el UFC 230 desde el Madison Square Garden en Nueva York.

Hace unas semanas la contienda lucía en riesgo pues Rockhold había revelado que la propuesta de la UFC no era lo suficientemente «sexy» para una revancha de esa magnitud desde un recinto mítico como el MSG. Pero aparentemente ambas partes han llegado a un acuerdo.

Lo más probable es que la organización accedió a las exigencias de Rockhold luego de que el evento perdió otra pelea de alto perfil como lo iba a ser el choque entre el ex-retador del título, Yoel Romero, y el joven prospecto de la división, Paulo Costa.

Tras permanecer invicto por buena porción de su carrera, el declive de Weidman, quien ha ganado apenas una de sus últimas cuatro peleas, comenzó precisamente a manos de Rockhold, cuando el miembro de la American Kickboxing Academy lo derrotó con autoridad para capturar el cinturón en el cuarto asalto de su contienda en el UFC 194 el 12 de diciembre del 2015.

Luego de perder con Rockhold, Weidman fue derrotado por Yoel Romero en el UFC 205 vía nocaut técnico y luego por Gegard Mousasi en una controvertida decisión en el evento co-estelar del UFC 210.

El «All-American» regresó a la senda del triunfo el año anterior al someter a Kelvin Gastelum en el tercer asalto.

Por su lado, Rockhold fue incapaz de defender su cinturón con éxito ante Michael Bisping en el UFC 199. Regresó a la victoria derrotando a David Branch en el UFC Fight Night Pittsburgh pero volvió a sucumbir vía un brutal nocaut también a manos de Romero.

El UFC 230 se llevará a cabo el 3 de noviembre.

Twitter : https://twitter.com/mmaunola
Facebook: https://www.facebook.com/mma.uno
Instagram: https://www.instagram.com/mma.uno/