El UFC 257 marcó el fin de la carrera de Nik Lentz.

El veterano de 36 años, quien cayó por decisión dividida ante el prospecto invicto Movsar Evloev en las Preliminares del PPV, anunció la tarde del domingo su decisión de colgar los guantes, atribuyendo una lesión que le costó el 40% de su visión como el principal motivo.

«Dicen que no hay que tomar decisiones precipitadas después de una derrota, pero esta no es precipitada, ni siquiera rápida. La lesión que sufrí el año pasado en mis ojos sentenció mi carrera. En total, perdí aproximadamente 40% de mi visión, pero quería ver cómo lucia una batalla bien peleada lucía con mis nuevos ojos. Se me hizo claro que era impoible competir en este nivel. No puedo poner mis ojos sobre un blanco como solía, y con el 40% de mi visión prácticamente desvanecida, es caótico, cuando menos.

Mi vida como peleadora en la mejor organización del planeta acaba aquí. No estoy triste ni molesto por ello. El día le llega a cualquiera. Estoy de pie con mi cabeza en alto, con Dios como mi redentor y mis hijos y mi esposa como mi tesoro. Pelear me dio esas tesoros y sólo pidió a cambio algo de mi visión como pago. Un intercambio que haría siempre.

Gracias a mis fans, a mis entrenadores, a mi familia y a todos quienes han sido parte de este proceso. Quién sabe lo que le depara en su futuro a ‘The Carny’… pero les puedo decir lo que no».

Lentz llegó a la UFC en 2009 con un récord de 16 – 3 – 1, y desde entonces pasó a ganar en catorce de las veinticinco peleas que disputó, con victorias ante peleadores como el ex-campeón de Bellator, Will Brooks, Gray Maynard y Scott Holtzman.

En su estadía de doce años con la promoción también compartió el octágono con Charles Oliveira (X2), Evan Dunham, Islam Makhachev, Arnold Allen y Chad Mendes.

Lentz abandona el deporte con una marca de 30 – 12 – (2) – 1.

Twitter : https://twitter.com/mmaunola
Facebook: https://www.facebook.com/mma.uno
Instagram: https://www.instagram.com/mma.uno/